visitas totales

domingo, 3 de enero de 2016

EMPATE PARA EMPEZAR EL AÑO




FUENTE : Julian palomar ; diario informacion

Justo reparto de puntos en el Martínez Valero entre dos equipos como Elche y Mallorca que solo quisieron tomar el mando del partido cuando todo se puso cuesta arriba. El paso adelante llegó cuando las cosas se pusieron en contra y Javi Jiménez terminó salvando un punto, cuando se debieron sumar los tres. De ahí, que el partido dejara a todos un sabor agridulce, que sabe todavía peor después de unas fiestas navideñas donde predomina el dulce del turrón.

Se adelantaron los franjiverdes por mediación de Sergio León, en el minuto 25, pero no se supo matar el partido cuando debió hacerse. En la segunda parte, se jugó con fuego, no hubo relevos en la medular, el Elche perdió fuelle, lo que aprovechó el contricante para poner cerco al área de Javi Jimenez hasta que en una jugada desgraciada Armando, al intentar despejar un balón que venía desde el córner, lo introdujo dentro de la portería con el hombro. Durante muchos minutos el Elche no supo leer el partido y con los veinte últimos de la primera mitad no vale, como ayer se demostró, máxime cuando en defensa faltó contundencia para aguantar las acometidas tanto de Brandon como de Moutinho.

El Elche no se vino abajo con el revés y trató de ganar el partido. Tuvo ocasiones para ello, pero no acertó en el área rival. Se desconoce los motivos por los que el Elche no fue antes a por el preciado botín. Era un milagro que el gol del rival no llegara, defendiendo de esa manera y se debió ir a por todas con el 1-0 a su favor. Luego, con el empate, vinieron las prisas y, entonces, faltó puntería.

Una genialidad de Espinosa, que aprovechó Sergio León para firmar su undécimo gol de la temporada fue el momento más álgido de una primera parte muy sosa y en la que el balón circuló muy lento porque los protagonistas prefirieron no dejar espacios al rival y se volvieron excesivamente predecibles. Demasiado.

Moutinho, Pereira y Brandon lo intentaron desde fuera del área hasta que en el minuto 25 apareció Espinosa. El talaverano dibujó una preciosa vaselina y dejó el balón en franquicia para que León lo empujara dentro de la red. Campabadal intentó sacarlo, pero no pudo hacerlo.

A partir de ahí, el equipo balear perdió confianza y el Elche se erigió en el dominador del partido, aunque siempre sin dar ventajas absurdas al rival. Sergio León pudo hacer el segundo en el 33, pero el zurdazo del cordobés terminó en la grada.

Quizás se debió poner una marcha más para noquear a un rival muy tocado moralmente y al que le cuesta mucho definir en la portería rival.

Baraja regresó al 4-4-2 con Héctor como compañero de Sergio León, en lugar de Álvaro. El resto el mismo once que jugó ante el Córdoba. Además, la mirada también estuvo en la grada y en el banquillo. Cifu se quedó fuera de la lista de elegidos y todo el mundo pensó en que es una medida de club porque el lateral no quiere renovar. Por su parte, Nono, tras tres jornadas fuera, comenzó en el banquillo. En lo puramente deportivo, el Elche se vio vencedor del partido demasiado pronto y eso lo terminó pagando caro.

Tras el descanso, el Elche dio un paso atrás y eso fue aprovechado por un rival que sabía que debía morir en las postrimerías de Javi Jiménez. Damiá y Brandon, en dos ocasiones, provocaron que el meta franjiverde se erigiera en el salvador de su equipo. El Mallorca se hizo dueño del encuentro, Baraja no supo oxigenar la medular a pesar de comprobar que tanto Mandi como Pelayo iban perdiendo fuerza en esa zona del campo.

Varias y claras fueron las oportunidades que tuvo el equipo balear para igualar la contienda, pero, paradójicamente, el 1-1 llegó en una jugada en la que Armando introdujo un balón que había rebotado en Álex Martínez.

Tres minutos más tarde, en el 68, Coro perdonó el 1-2. El exfranjiverde no fue capaz de batir a Javi Jiménez, que aguantó muy bien en el mano a mano.

De ahí al final, el Elche dio el paso adelante y trabajó para lograr la victoria, pero en esos momentos la suerte se mostró esquiva. Wellenreuther hizo un paradón a disparo de Mandi, Pelayo estrelló un balón en el palo, Lolo y Álvaro, a la salida de dos córners, remataron de cabeza a las manos del meta rival dos claras oportunidades de marcar... El fútbol del equipo ilicitano no dio para más. Se escaparon dos puntos por deméritos propios y p0r conformistas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario